GIRL ALGORITHM

En 2020, 825.000 empleos en la UE estarán relacionados con informática y telecomunicaciones, pero actualmente sólo 1 de cada 5 graduados de Ingeniería es mujer. Sin embargo, el interés de las niñas por la ciencia y la tecnología se duplica cuando cuentan con referentes femeninos en ese terreno, según Microsoft. Y es aquí donde viene el problema, porque no es nada fácil encontrarlos. Especialmente a través de la primera herramienta de búsqueda de información: Google.

Definitivamente, Internet se ha olvidado de ellas. Ni rastro en las primeras búsquedas, que a menudo devuelven una imagen desvirtuada y estereotipada de la mujer. Es por ello que, desde la Fundación Esperanza Pertusa, de la marca Gioseppo, le han pedido a Google que las haga más visibles en la red, con el fin de ayudar a despertar ese interés de otras niñas por las STEM. Algo tan complejo (y a la vez tan sencillo) como cambiar su algoritmo. Esa fórmula secreta que decide lo que existe y lo que no, y que, a pesar de ser actualizada hasta 500 veces al año, sigue sin corregir esa deficiencia.

Y es que, hoy, es más fácil toparse con información sobre la vida y obra de Paris Hilton que de Marie Curie. Algo que ha llevado a niñas estudiantes de robótica a desarrollar un nuevo diagrama con algunas claves para que Google actualice su algoritmo a ‘Girl 1.0’ y obtener así resultados más justos. Una recopilación de buenas prácticas que han enviado a los responsables de Google España, y a otros influencers, en forma de enigmático USB, que además contiene el vídeo de campaña que ellas mismas protagonizan.

‘Girl Algorithm’ no tardó en hacerse viral, en redes y medios. Un movimiento que forma parte del programa Girls4Tech y al que se van sumando figuras tan relevantes la reconocida ingeniera Nuria Oliver; Rosa Menéndez, química y Presidenta del CSIC; Carolina Pascual, ingeniera y Consellera de Innovación de la Comunitat Valenciana, Pedro Duque o S.M. la Reina Letizia. Todo es poco para presionar un poquito más a la corporación tecnológica más importante del mundo, en una batalla que tarde o temprano ganaremos.





 

 











 

 

Fecha

noviembre 2019

Cliente

Gioseppo