×
  • hola@yerno.es
  • 678 391 183
  • C/ Cayetano Martínez 24, entlo. - Elche

NO TENEMOS TALENTO PERO TENÍAMOS A TORITO

Hace poco un amigo me hacía una de esas preguntas para las que no tienes respuesta y que te dejan con el culo torcido. Como cuando un niño te insiste en si los Reyes Magos existen o de dónde vienen los niños: «¿cómo se os ocurren esas ideas?».

Supongo, porque estamos rodeados de pseudogurús que se ganan la vida dando la chapa con ello, que habrán diferentes métodos para dar con una buena idea. Procesos mecanizados, definidos y reconocibles, con una metodología clara y secuencial. En Youtube seguro que hay cientos de charlas y ponencias de encantadores de serpientes; y en Google otras tantas presentaciones de Power point. En el trastero de casa, incluso, debe quedar alguna caja con apuntes de la uni, por si alguien los quiere.

Luego, aparte, claro, están los verdaderos genios. Esas personas que hacen las cosas a través del talento, que no sabrían explicar cómo lo han hecho y que es raro que aprendieran en algún sitio: ¿acaso Maradona hizo un cursillo de ‘regatear en la frontal sin perder la tibia en el intento’?

En nuestro caso, a falta de talento, nos lo jugábamos siempre todo al canela: a Torito. El truco infalible, el arma secreta, el camino más corto. Cogerlo y salir a pasear, durante horas, por la playa en invierno y por la montaña en verano, era nuestro secreto mejor guardado. Zapatillas de deporte, mente despejada y móvil en silencio. Mucho más productivo que cuatro paredes y un folio en blanco.

Sí, un perro mestizo sin pedigrí era nuestra fuente de inspiración. Torito era el camino. Por eso nunca podremos dar lecciones de publicidad a nadie, todo esto era una farsa. Esa energía que irradiaba y contagiaba fue el maldito secreto de ideas tan guapas como Colada Rosa, P*** ama o Media Vida. Bastaba con mirarle a los ojos para saber si una tendrían o no futuro. Al final cada uno encuentra su estabilidad emocional y su inspiración donde menos se lo espera.

Torito se ha marchado y con él, probablemente, toda aquella magia que tan bien nos venía.

Gracias por todo, también por esos desinteresados cameos en alguna campaña. Hasta siempre, gordo.

 

Torito_inspiracion-playa

Torito_onspiracion-montanya

Torito-&-Yerno

Torito-prensa_Jueguetes-Rotos

Torito_Jueguetes-Rotos

Deja un comentario

Tu dirección de email no aparecerá publicada.

*